Steve Jobs y la pasión por las cosas

Por: Gabriel Morales Falan

Steve Jobs, Cofundador de Apple junto a su colega Steve Wozniak e impulsor de los primeros ordenadores personales, creador de Pixar y de la empresa de informática Next, además de destacarse en el mundo de la tecnología, brilló por su discurso en la Universidad de Stanford, en el año 2005.

En este discurso cuenta cómo acudía a las clases en la Universidad de Reed después de haber dejado los estudios por falta de motivación. Jobs explica que se decidió a hacer lo que de verdad le gustaba y por lo que sentía pasión. No era algo concreto que supiera desde siempre sino que lo fue buscando, pero siempre con la convicción de estar haciendo las cosas que le gustaban.

Tienes que confiar en algo: tu instinto, el destino, la vida, el karma, lo que sea», afirma. Sólo de esta forma es posible tener la entereza suficiente como para no dejarse arrastrar por lo fácil o lo seguro y, en cambio, apostar por lo que uno quiere. Jobs también habla del fracaso, común a cualquier proyecto emprendedor.

Jobs afirma que dejar Apple en 1985, tras haber lanzado el primer Macintosh, que marcó el camino para los siguientes ordenadores, fue lo mejor que le podía pasar. Volvió a empezar como un principiante, según sus palabras, no sólo sin recursos sino sin los límites que imponen las responsabilidades. De este momento, el protagonista declara que surgió el periodo más creativo de su vida.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *